Sueña

Hebreos 11:3

Por la fe entendemos haber sido constituido el universo por la palabra de Dios, de modo que lo que se ve fue hecho de lo que no se veía.



¿Tienes sueños? ¿Tienes fe para ellos?


Los sueños son buenos y son de Dios. Son colocados en nuestro corazón, con el deseo de poder realizarlos y poder bendecir a alguien más con ellos.


Un sueno se convierte en una meta una vez comenzamos a trabajarlo…


Es una frase que se me quedó grabada y cambió mi manera de ver las cosas. Generalmente los sueños los vemos muy a futuro y muy lejanos o a largo plazo pero realmente eso solo lo vemos y pensamos nosotros. Claro, cada sueño, meta u objetivo lleva tiempo y es todo un proceso pero lo más difícil es dar el primer paso para comenzar a realizarlo.


Dios está interesado en cumplir tus sueños,

Cada sueño es un regalo de Dios. Es más, por medio de tu sueño Dios puede cumplir tu propósito y los planes que tiene para ti.


Para ese sueño debes de ser valiente.

Atrévete, haz cosas diferentes para tener resultados diferentes,

entrégale a Dios tus sueños y hazlo parte de y verás que te sorprenderá.

110 vistas

Diagonal 35, Boulevard Austriaco 16-25 zona 16, C.C. Cardales de Cayala, Iglesia Tiempos de Gloria, Guatemala.

(+502) 2228-2700